Los nombres de dominio (parte I)

publicado en: Legal | 0

Cuando navegamos por Internet y nos conectamos a otros equipos para obtener datos, debemos introducir la dirección de esos equipos, es decir, su IP para tener acceso a la información deseada. Las IPs están compuestas por una serie de números cuya memorización es muy complicada, por ello se optó por traducir dichos códigos numéricos en nombres de dominio mediante un sistema de conversión llamado DNS (Domain Name System o Sistema de Nombres de Dominio)

El nombre de dominio cobra especial importancia en el marco del comercio electrónico ya que, muchas veces, se utiliza la razón social de la empresa, una marca o el propio nombre o apellidos del empresario. Es decir, que en Internet, el dominio actúa como dirección y como escaparate de la empresa que nos abre las puertas en el mundo virtual. LO que indica que la elección del dominio no sólo se limita al estricto uso de Internet sino que es toda la imagen corporativa (los signos distintivos), todos los productos, todos los servicios los que se ven afectados por este tema. Los dominios tienen, por consiguiente, una doble naturaleza:

– Como dirección son la forma más fácil y rápida de localizar un ordenador en Internet.

– Como marca, sirven para identificar una empresa o las marcas de productos y servicios en Internet.

Es fundamental entender que los dominios son únicos, es decir, que es imposible que dos empresas u organizaciones tengan simultáneamente la misma dirección. Ello puede generar, por lo tanto, conflictos derivados de abusos en el uso de dichos nombres.

Conforme iremos analizando, se debe ser muy cauteloso a la hora de elegir un nombre de dominio ya que, como hemos visto, por un lado, es el nombre que nos identifica en la red y, por otro, porque una elección equivocada nos puede generar un conflicto con un tercero. Así las cosas, para la obtención de un dominio, mediante compra o renovación, habrá que acudir a los agentes registradores que son compañías acreditadas por los organismos de gestión a tales efectos.

Dejar una opinión